¿Qué observa el entrevistador cuando nos entrevista?

entrevista_laboral

Cuando se lleva a cabo una entrevista, el rol del entrevistador es fundamental para cumplir el objetivo de la misma. Para ello, previamente se define un perfil para el puesto solicitado que representa el marco fundamental en el que se basarán las preguntas y observaciones del entrevistador.

El perfil contempla los requisitos de la posición (por ejemplo, edad, idiomas, etc.), los conocimientos técnicos necesarios para cubrir el puesto de trabajo (nivel de educación, conocimientos informáticos, experiencia previa, etc.) y las habilidades personales o competencias, requeridas para el buen desempeño en el mismo (características de personalidad, liderazgo, habilidades interpersonales, etc.).

En relación con ello, el entrevistador desarrolla preguntas, escucha activamente las respuestas del entrevistado, interpreta el lenguaje no verbal y cubre todos los aspectos del candidato en relación con ese perfil delineado previamente.

Algunos aspectos que  tienen en cuenta durante la entrevista:

  • El entrevistador guía la entrevista con flexibilidad, facilita la comunicación y genera un ambiente cómodo “rapport” para que el candidato pueda entrar en confianza; por ello, es necesario que adapte la entrevista a cada perfil; de esta manera, el entrevistado logra un estado de relajación, que le permite hablar con fluidez.
  • El entrevistador no habla más del 20% del tiempo que dure la entrevista. En el 80% restante escucha activamente.
  • El entrevistador es objetivo: no critica, juzga y/o disiente con el entrevistado.
    La entrevista abordará la historia personal, laboral y educacional del candidato. Cuando se aborda la historia personal, se indaga en el ámbito familiar, planes a corto, mediano y largo plazo, los intereses.
  • Observa la comunicación no verbal: aporta información sobre lo que dice y lo que piensa, la coherencia en el discurso, la seguridad, entre otros. Se observan los gestos que acompañan el discurso del entrevistado, la mirada, la postura.
  • Repregunta cuando es necesario, lo que le permite obtener más información respecto del entrevistado.
  • Hace uso de herramientas y técnicas de entrevistas como, por ejemplo, la entrevista focalizada cuando es individual o dinámicas de grupo y assessment center, cuando la modalidad es grupal. También complementa la información obtenida en la entrevista con tests psicotécnicos que ayudan a conocer la personalidad del candidato en profundidad.
  • Brinda información sobre la empresa, los beneficios y el puesto de trabajo.
  • Impacta negativamente en el entrevistador: la impuntualidad (sin previo aviso), la vestimenta inapropiada o no acorde al perfil de la empresa, actitudes como falta de entusiasmo o soberbia, una postura pobre, uso de gramática incorrecta o modismos, el exceso de confianza con el entrevistador.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Scroll To Top