ICBF 2013

Dentro de los aportes parafiscales, el que se hace al Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) corresponde a uno de los tres aportes que debe realizar todo empleador o empresa legalmente constituida, entre los que también están el aporte a las cajas de compensación familiar y el aporte al SENA.

Fue generado por la ley N° 27 de 1974 y la ley 7a de 1979, pero la ley N° 89 de 1988 lo reguló aumentando el aporte al porcentaje actual (3% del total de la nómina mensual) y debe ser pagado dentro de los diez (10) primeros días de cada mes.

Este incremento se fundamenta en un principio social el cual es el de dirigir los recursos únicamente a sostener la cobertura a los hogares comunitarios, generar desarrollo y permitir la continuidad.

El aporte promedia el 98,5% del total de los ingresos mensuales del ICBF, promoviendo programas que no solo benefician a la niñez carenciada sino también a la población de la tercera edad y a las familias que requieran mecanismos conciliatorios.

Entre los distintos programas se destacan:

  • Hogar Comunitario de Bienestar
  • Hogar FAMI
  • Restaurante Escolar
  • Distribución de alimentos de alto valor nutricional
  • Hogar Sustituto
  • Instituciones de Protección
  • Instituciones de Reeducación
  • Programas de Adopción.

El ICBF es un establecimiento público descentralizado, con personería jurídica, autonomía administrativa y patrimonio propio; adscrito al Departamento Administrativo para la Prosperidad Social, con domicilio principal en la ciudad de Bogotá. Fue creado con la ley n° 75 de 1968 y constituye un ente rector del Sistema nacional de Bienestar Familiar.

En el Instituto, como se observa en su sitio, http://www.icbf.gov.co, “ se trabaja por el desarrollo y la protección integral de la primera infancia, la niñez, la adolescencia y el bienestar de las familias colombianas; ser ejemplo mundial en la construcción de una sociedad próspera y equitativa a partir del desarrollo integral de las nuevas generaciones y sus familias”, teniendo como objetivos:

  • Lograr la atención integral de alta calidad a la primera infancia.
  • Prevenir vulnerabilidades o amenazas y proteger a los niños, niñas y adolescentes.
  • Lograr el bienestar de las familias colombianas.
  • Lograr la máxima eficiencia y efectividad en la ejecución de los recursos.
  • Incrementar la consecución de recursos.
  • Lograr una organización apreciada por los colombianos que aprende orientada a resultados.”

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Scroll To Top